13 abril 2024

La importancia histórica de “el Fuerte de San Javier”

Río Negro

Fuerte San Javier, es una comisión de fomento ubicada a 30 kilómetros de la capital de rio Negro y segunda localidad más antigua de la Patagonia, fundada el 1 de julio de 1782.    

Esta pequeña localidad rodeada de chacras cerca de la costa del Rio Negro; se encuentra al oeste de la ciudad de Viedma y está  comunicada por la RN 3 y RN 250.-

Según la historia

Edificio de la dècada de los 30, construído durante la administración de Pagano.

El fuerte de San Javier se constituyó en un punto estratégico alrededor del cual la población indígena se fue estableciendo, sea de manera permanente o esporádica de grupos que fluctuaban entre las tolderías independientes del interior y el valle, y con el tiempo se fue convirtiendo en la puerta de entrada o salida .

Su nombre se debe al Alférez Francisco Javier Piera, quién tomó posesión como su comandante el 1° de julio de 1782,1​ por orden del Superintendente Francisco de Viedma y Narváez, cuando las Provincias Unidas del Río de la Plata eran, por aquel entonces un Virreinato del Rey Carlos III de España, siendo Virrey con asiento en Buenos Aires.

Las actividades económicas de San Javier son las propias de la producción agropecuaria del Valle Inferior del Río Negro. Se centran en la producción de frutos secos (unas 900 hectáreas de Nogales y Avellanos,). Producción de manzanas, duraznos, peras, uvas. Producción de alfalfa para corte. Granos como maíz y cereales de invierno. Una horticultura especializada en cebolla, zapallo y diversificada a campo en invernaderos (principalmente hortalizas de hojas bajo cubierta y zanahorias, verduras de hoja y crucíferas a campo).

La producción pecuaria destaca la cría e invernada de ganado vacuno, lanar y porcino. Además muchas chacras crían animales de granja como; gallinas, pavos y gansos). La producción tambera también  se destaca el trabajo familiar  en una explotación a gran escala. Existen, además, un galpón de empaque para  hortalizas, dos cámaras de acopio de frutas, una planta de acopio de miel, todo esto además de: la elaboración de dulces con un tach casero. Conservas, vinos de mesa y existen  algunos establecimientos dedicados al turismo rural y avistaje de aves.

El balneario de San Javier es uno de los lugares más atractivos de la región y uno de los más seguros, por eso lo visitan muchos vecinos de la zona y se emplaza en un bosque de sauces y mimbres  autóctonos a orillas del Río Negro.

Cuenta hermosos espacios de playa y aguas transparentes,  y otras especies nativas del lugar.

El disfrute del Balneario de San Javie​r, cuenta con iluminación, salón de usos múltiples, baños y demás. Se realizan variadas actividades durante el verano, entre las que se encuentra la más destacada  “El concurso de lechón a la estaca”,   no faltan los recitales, como tampoco las actividades de canotaje que incluyen las  clases especiales para quien desee incursionar en esta actividad típica de la zona rivereña.

Según (Indec, 2010), en  uno de los ultimo informes San Javier cuenta con 530 habitantes lo que representa un incremento del 35% frente a los 392 habitantes (Indec, 2001) del censo anterior. Actualmente el número de habitantes llega a las 1000 personas en San Javier y quizás más.